La imagen del Bernabéu sin césped y con una cueva de 30 metros de profundidad

El estadio del Real Madrid está sufriendo una profunda remodelación, la que tendrá un costo de 869 millones dólares.

0
190
Unas imágenes difundidas este fin de semana muestra el impacto de las obras del coliseo blanco

El Real Madrid sigue acelerando las obras del Santiago Bernabéu. El aspecto que ofrece el terreno de juego es sorprendente en una imagen en la que se puede apreciar el terreno de juego ya completamente levantado con maquinaria y arena.

En la grada baja del lateral oeste que da al Paseo de la Castellana se puede apreciar que poco o nada queda ya de ella. Hace ya unas semanas que se levantaron todos los asientos.

Que esta zona sea la más afectada de toda la grada tiene una explicación: una cueva de 30 metros de profundidad donde se albergará el césped cuando no esté el estadio en uso para los partidos.

Como ya ha explicado MARCA, el Real Madrid va a aprovechar que no hay partidos en el Bernabéu para acometer una de las apuestas más importantes del nuevo Bernabéu, que sería una realidad para el verano de 2022. Y no es otro que el césped ratráctil que medienta un sistema de raíles se quitará para quedar alojado en una especie de invernadero con las mejores conciciones de luz y humedad para que pueda mantenerse en perfecto estado cuando esté guardado.

El Madrid quiere hacer uso del nuevo Bernabéu unos 300 días al año. Se acabó el concepto de un estadio sólo para partidos de fútbol. Si los días de partido habrá todas las comodidades, entre semana el club va a acoger multitud de eventos dado que el espacio del terreno de juego se podrá utilizar para conciertos o hasta para otras disciplinas deportivas.

Aprovechando que las once jornadas que restan se van a jugar en el Alfredo Di Stéfano, se considera clave avanzar en este proyecto dado que la grada baja que estará encima de la cueva queda inutilizada para los abonados que tienen la localidad en dicha zona y sería muy complejo, si el Bernabéu volviera a abrir sus puertas al público la próxima temporada, no disponer de esa parte de la tribuna lateral.