Médica de Nueva York que se recuperó de Covid-19 y atendía a contagiados se suicida

La médica había contraído el nuevo coronavirus, pero volvió a trabajar luego de permanecer aislada durante una semana y media.

0
72
La doctora Lorna Breen era la directora médica del departamento de emergencias del hospital NewYork-Presbyterian Allen

La médica Lorna M. Breen, directora médica de un hospital de Manhattan, murió por suicidio el domingo en Virginia, según su padre. Tenía 49 años. Breen trató a pacientes que padecían de Covid-19 y ella misma fue sobreviviente del coronavirus, dijo su padre.

En una entrevista con el New York Times, el padre de Breen, el Dr. Philip C. Breen, dijo: “Ella solo trató de hacer su trabajo, y la mató”.

La Dra. Lorna Breen fue la directora médica del departamento de emergencias del hospital New York-Presbyterian Allen de Nueva York. Al momento de su muerte, se estaba quedando con su familia en Virginia.

En un correo electrónico, Tyler Hawn, un portavoz del Departamento de Policía de Charlottesville, dijo que la Dra. Breen fue llevada al Hospital UVA para recibir tratamiento, pero más tarde “sucumbió a las lesiones auto-infligidas”.

El padre de la Dra. Breen dice que no tenía antecedentes de enfermedades mentales

En una entrevista, el señor Breen dijo: “Ella estaba verdaderamente en las trincheras en el frente”.

Leer también: Enfermera en Nueva York: “Entras en una habitación y hay un cadáver”

Breen había luchado contra el coronavirus, pero después de recuperarse, volvió a trabajar. Una semana y media más tarde, el hospital la envió a casa, y su “familia intervino para llevarla a Charlottesville”, informa el New York Times.

Su padre dice que no tenía antecedentes de enfermedad mental. Sin embargo, dijo que la última vez que habló con ella, le pareció “desvinculada, y supo que algo andaba mal”.

El New York-Presbyterian, el hospital donde trabajaba Breen, es un hospital con 200 camillas ubicado en el norte de Manhattan que ha albergado hasta 170 pacientes con el Covid-19. Desde el 7 de abril, el hospital contaba con 59 muertes.

El Dr. Lawrence A. Melniker, vicepresidente de atención de calidad en el hospital donde trabajaba la Dra. Breen, le dijo al New York Times que al Dra. Breen era una “doctora muy respetada y muy querida”.

La Dra. Dara Kass, una médica que trabajó con la Dra. Breen, agregó que mientras estaba en casa recuperándose del Covid-19, constantemente se comunicaba con amigos y colegas para ver cómo estaban. “Ella siempre fue la médica que estaba velando por la salud y el bienestar de otras personas”, dijo la Dra. Kass.

Su padre, el Dr. Breen dice: “Asegúrense de que sea reconocida como una heroína, porque lo era. Es una víctima más como cualquier otra persona que haya muerto”.