Nueva Zelanda: niños extranjeros varados por COVID-19 irán a la escuela

Todos los niños extranjeros varados en Nueva Zelanda, que no pudieron volver a su país por las restricciones del COVID-19, podrán asistir a los centros públicos del país.

0
22

Todos los niños extranjeros varados en Nueva Zelanda, que no pudieron volver a su país por las restricciones del COVID-19, podrán asistir a los centros públicos del país.

Así lo anunció Chris Hipkins, el ministro neozelandés de educación, el día de hoy, quien pronunció que permitirá que los jóvenes ingresaran a las escuelas públicas.

Alrededor de 1,300 menores de edad saldrán beneficiados con esta medida. Estos cuentan con un visado temporal que no les permite estudiar en el país en condiciones normales.

La medida se aplicará para aquellos que hayan llegado al país antes del pasado 2 de abril. Estos niños extranjeros varados en Nueva Zelanda provienen, mayormente, de países del pacífico, China, India, y el resto de Asia. Según datos oficiales, también se le han otorgado visa a 210 menores europeos y 81 sudamericanos.

Esta buena noticia, vino acompañada con otra que el gobierno neozelandés dio el día de ayer. Esta consistía en que se permitirá la entrada de las parejas foráneas de sus residentes y ciudadanos, a partir de octubre próximo.

Unos 1,300 niños saldrán beneficiados con esta medida. | Imagen ilustrativa